Galletas de jengibre para Navidad

Estamos a menos de un mes para recibir la Navidad y, en toda casa, no pueden faltar las tradicionales galletas de jengibre, ¿quieres saber cómo las hemos preparado? Sigue leyendo ¡que te lo contamos todo!

galletas de jengibre

La galleta de jengibre también es conocida como gingerbread y son muy típicas en esta época del año. Además, gracias a su fácil elaboración son ideales para hacerlas con los más pequeños de la casa, aprovechando que pasan más tiempo en casa ya que están de vacaciones.

Hasta el pasado año no había tenido la idea de preparar estas galletas jengibre; siempre me había planteado preparar polvorones, turrones, el roscón de Reyes… pero estas galletas con jengibre no se me habían pasado por la cabeza.

Gracias a unas compis de trabajo las conocí y me animé a prepararlas y, ¡están riquísimas!

galletas de jengibre

Si tienes sobrinos pequeños o hijos de tus amigas que vayan por tu casa, puedes preparar estas galletas de jengibre, ponerlas en una bolsita de celofán y colgarlas del árbol de navidad para que cada vez que vayan a visitarte, se lleven una. ¡Seguramente recibirás más visitas este año que cualquier otro!

También son ideales para regalar como detalle navideño, ahora que también regalamos a nuestros allegados o organizamos amigos invisibles ¿no te parece?

Estas galletas de jengibre no son difíciles de preparar, pero sí que son elaboradas y tardas un buen rato en dejarlas casi listas, y digo casi porque luego tienes que terminar con la decoración galletas jengibre con el glaseado y mucha paciencia e imaginación.

Debes tener en cuenta que las galletas con jengibre deben prepararse de un día para otro, ya que la masa tiene que reposar un mínimo de doce horas en la nevera para que se prense bien y no se rompan las galletas al hornearlas.

No obstante, si eres una ansiosa como yo o tienes prisa, puedes ganar la mitad del tiempo poniéndolas en el congelador seis horas.

detalle de las galletas de jengibre

El Golden syrop es casi el ingrediente principal para estas galletas de jengibre y no es muy fácil de encontrar. Podéis buscarlo en Internet dónde seguramente hayan web especializadas que lo vendan, pero también podéis encontrarlo en algunos supermercados o en tiendas inglesas de tu ciudad.

Lo mismo ocurre con el clavo, es difícil de encontrarlo molido. Yo lo encontré en grano y lo pasé por las aspas de la thermomix para hacerlo polvo, o también puedes hacerlo con un molinillo de café.

Posiblemente este sirope lo podéis encontrar o bien con etiqueta roja o con etiqueta verde; a mi me aconsejaron la verde para preparar estas galletas con jengibre y es el que siempre he utilizado, no sé exactamente la diferencia… podéis probar utilizar el que más os apetezca.

Y ahora, os pongo la receta de las galletas jengibre:

Ingredientes para las galletas de jengibre

Para las galletas:

  • 100 gr. de Golden syrop
  • 100 gr. de azúcar
  • 2 huevos L
  • 500 gr. de harina
  • 250 gr. de mantequilla
  • 4 cucharaditas de canela
  • 2 cucharaditas de jengibre
  • 1 cucharadita de clavo en polvo
  • 2 cucharaditas de bicarbonato sódico

Para el glaseado:

  • Zumo de limón
  • Azúcar glass o azúcar blanco

Cómo preparar galletas de jengibre

1. Pon el golden syrop, el azúcar, la canela, el jengibre y el clavo en polvo en una cazuela. Cuándo empiece a hervir, apaga el fuego y añade la mantequilla para que se derrita junto con el sirope.

verter-sirope

hervir el sirope para las galletas de jengibre
2. Una vez la mantequilla esté derretida, pásalo a un recipiente hasta que se enfríe.

3. Mientras tanto, en un recipiente aparte, pon la harina junto con el bicarbonato y mézclalo bien con una cuchara.

4. Una vez la mezcla del sirope esté fría (o templada) añade los dos huevos y vuélvelo a mezclar todo bien.

5. Añade la crema anterior a la harina que tienes lista en otro bol, y mézclalo todo bien.

ingredientes-galletas

mezclar-sirope
4. Amasa bien la mezcla y cúbrela con film transparente y déjalo reposar en la nevera toda la noche.

5. Coge 1/4 de la masa y trabájala bien sobre el banco de la cocina. Antes de amasarla, pon sobre el banco un poco de harina para que no se pegue.

6. Con la ayuda de un rodillo, extiende la masa hasta que tenga un grosor aproximado de 0,5 cm. de grosor y con los cortadores de galleta, ves cortándolas una a una y colócalas en el papel para hornear.

galletas-antes-hornear
6. Precaliente el horno a 200ºC y hornéalas durante 5-7 minutos. Sácalas y déjalas enfriar sobre una rejilla.

7. Cuando las galletas estén frías, glaséalas con un boquilla muy pequeña dándole formas de líneas y curvas sobre la decoración de las galletas de jengibre.

decoración con glaseado de las galletas de jengibre

hervir el sirope para las galletas de jengibre

Para preparar el glaseado yo lo he preparado un poco a ojo, sin medidas establecidas, ya que depende de la cantidad de galletas de jengibre que os salgan… Imaginaos en mi caso que me han salido 70 galletas…

Lo que debéis hacer es poner el azúcar glass en un vaso e ir añadiéndole el zumo de limón hasta que se quede un pasta consistente, que no sea líquida ya que sino no cogerá ninguna forma la decoración de la galletas.

En la imagen que os he puesto podéis ver la consistencia del glaseado, aproximadamente podéis tomar la medida de unos 300 gramos de azúcar glass aproximadamente con casi el zumo de un limón.

Si no tenéis azúcar glass en casa podéis utilizar azúcar blanco sin problemas. En ambos casos debéis mezclarlo todo bien con la ayuda de una cuchara.

Después lo ponéis en la manga y… ¡A decorar!

galletas de jengibre

Consejos a la hora de preparar las galletas de jengibre

– Puede que la masa de la galleta con jengibre se te pegue mucho en las manos. Éso es debido a que no le hemos puesto la harina suficiente. Para solucionarlo puedes ir añadiendo un poco de harina a la masa que trabajes hasta que ya no se te pegue excesivamente en las manos.

– Si no tienes una boquilla de manga pastelera finita para hacer la decoración galletas jengibre, puedes utilizar una bolsa pequeñita que tengas por casa: añade el glaseado dentro y llévalo todo a una esquina donde le harás un pequeño corte o un agujero con una aguja (un poco gruesa) que tengas por casa. En la foto de la decoración que os he puesto, es una bolsa de plástico, ¿a qué no lo parece?

– Cuándo saquéis el 1/4 de masa de galletas jengibre para trabajarla, poner la otra masa restante en la nevera, ya que si la dejáis fuera se va calentando y después, es muy difícil de trabajarla.

Ahora ya sabéis todo lo necesario para preparar unas deliciosas galletas de jengibre estas navidades.

Anímate a cocinarlas y cuéntanos qué tal te han salido, ¡estaremos encantados de leerte! No te olvides de compartir esta receta tan típica en las redes sociales, seguro que a más de una persona le resultará muy interesante.

¡Sígueme en Facebook!Seguir

Suscríbete a La Pizca Justa

Podrás descargar recetas en formato digital para llevar donde quieras ;)

Descarga el eBook de las mejores recetas de bizcocho